Desde que trabajo en Recursos Humanos y Atención al Cliente, me he topado con un montón de personas -y amigos- que creen saber cuáles son las habilidades que necesitan desarrollar para triunfar profesionalmente.

Necesito dominar Office. Es indispensable capacitación en Office.

Nunca comprenderé WordPress; me enfocaré en aprenderlo.

Todavía no sé cómo funciona el CRM. Necesito ayuda.

De ningún modo argumentaría que contar con hard skills, también llamadas habilidades duras (técnico/profesionales), es irrelevante; sin embargo ya no son suficientes para obtener un trabajo. En la actualidad, si de verdad quieres sacarle el máximo provecho a tus hojas de cálculo y textos, posicionar tu blog, o saber administrar tus prospectos, lo puedes lograr viendo tutoriales de YouTube los domingos. En cambio, lo que nunca he escuchado a nadie decir…

Creo que no expresé mis ideas de forma adecuada. Tengo un proyecto en puerta y seguramente nadie me apoyará.

Estoy preocupada por cómo salió la presentación. Le preguntaré a mi jefa cómo me fue.

Estoy muy enojada, ese correo me molestó… ¿cómo debería responder?

Resolver estos problemas requiere de soft skills (habilidades blandas). Sin duda, desarrollarlas te ayudará a comunicarte correctamente y trabajar en equipo, buscar retroalimentación para no sumar otra mala presentación a tu historial, o responder correos asertivamente.

Cada vez más empresas dan prioridad a Candidatos con estas habilidades, es decir, competencias sociales o destrezas personales. Ya sea por desconocimiento o falta de conciencia, la mayoría de las personas no se ponen a reflexionar sobre este importante tema. Pero tenlo claro: Necesitas soft skills todos los días, aunque te parezcan prescindibles.

¿Cómo saber si tienes soft skills?

Las soft skill son el conjunto de rasgos de personalidad y habilidades interpersonales, amistad y optimismo, que afectan directamente tus relaciones con otras personas, incluyendo el sentido común y una actitud flexible positiva. Se derivan de quién eres y cómo interactúas con el mundo a tu alrededor. Afortunadamente, estas habilidades pueden ser identificadas, aprovechadas y fortalecidas.


Diseñado por Freepik

Seguramente conoces a la típica persona que sabe los nombres completos de tod@s en la oficina, cuánto tiempo han estado en la compañía y hasta su situación sentimental. O, tal vez, tienes un/a amig@ a quien consultas por consejo cada vez que te encuentras en un predicamento.

Esa persona tiene soft skills maravillosas. No es relevante si se trata de la más inteligente en la habitación: se siente cómoda interactuando con otr@s y otr@s se sienten bien interactuando con ella.

Naturalmente, también es fácil reconocer a quienes carecen de estas habilidades. Es con quien nadie quiere hablar, quien hace una tormenta en un vaso de agua por cualquier petición, quien la gente etiqueta de grosera y hace un esfuerzo consciente por evitarla. El problema no es su personalidad, el problema son sus soft skills. Son nulas, por lo que es incapaz de interactuar efectivamente con las personas con las que trabaja.

Categorizando las Soft Skills: Intrínsecas Vs. Extrínsecas

De acuerdo a Marisa Morby, especialista en Recursos Humanos, existen dos categorías principales para las soft skills: intrínsicas y extrínsecas. Las intrínsecas se relacionan directamente con cómo interactúas contigo mism@. Las extrínsecas se relacionan con la forma de hablar y manejar a la gente que te rodea. Aquí te presento cuáles soft skills debes desarrollar para tener éxito en tu vida laboral:

Soft skills intrínsecas

  1. Autoconfianza
  2. Autonomía
  3. Autorregulación
  4. Autocompasión
  5. Conciencia de sí mism@ / capacidad de reflexión
  6. Aceptar la crítica
  7. Pensamiento crítico
  8. Resiliencia
  9. Perseverancia
  10. Gestión emocional
  11. Percepción
  12. Mentalidad de crecimiento / aprendizaje continuo
  13. Lógica divergente
  14. Responsabilidad personal
  15. Integridad

Soft skills extrínsecas

  1. Trabajo colaborativo en equipo
  2. Comunicación efectiva
  3. Gestión del tiempo
  4. Proactividad
  5. Habilidades interpersonales
  6. Autopromoción
  7. Gestión de conflictos
  8. Adaptabilidad
  9. Redes
  10. Influencia
  11. Negociación
  12. Gestión de las expectativas
  13. Capacidad de síntesis y de argumentación
  14. Responsabilidad social
  15. Empatía

Sé perseverante


Diseñado por Freepik

Las soft skills no tienen por qué ser confusas, pero sí hay que esforzarse en pulirlas. Como cuando estás aprendiendo a manejar y tienes que practicar para mejorar tus reflejos, así tienes que practicar las soft skills. La clave está en la perseverancia: Haz un esfuerzo consiente para adiestrarte en estas habilidades, tanto en la oficina, como en tu vida diaria. Confía en mí, los resultados valen la pena: menos estrés, conversaciones enriquecedoras y días felices en el trabajo.

Por último, ¡no olvides destacar tus softs skills al registrarte en StarTalent! Tendrás un perfil más atractivo para tus posibles empleadores y sabrán que eres la persona ideal para su empresa.

Photo Cover: Diseñado por Freepik

.
Share This
A %d blogueros les gusta esto: